Como hacer el mejor café con Leche.

CÓMO HACER UN CAFÉ CON LECHE MARAVILLOSO EN CASA.

Disfrutar de un delicioso café con leche no tiene por qué limitarse a las cafeterías. Con los ingredientes adecuados y estos tips, puedes crear esta clásica bebida reconfortante en la comodidad de tu hogar. En esta guía paso a paso, te mostraremos cómo hacer un café con leche perfecto que rivalizará con el de cualquier barista. ¡Prepara tus tazas y saquemos al barista que llevamos dentro!

 

1. Selecciona los ingredientes de calidad.

Un café con leche excepcional comienza con ingredientes de alta calidad. Escoge granos de café recientemente tostados y de preferencia de Quinto Café. Te recomendamos el café perfil Caramelo de Colombia que combina perfecto con la leche. Opta por leche fresca, ya sea entera, semidesnatada o vegetal, según tus preferencias.

 

2. Molienda y cafetera.

Muele los granos de café justo antes de preparar la bebida para preservar su frescura y sabor. La molienda depende del método de preparación que vayas a utilizar. Utiliza una cafetera italiana o moka, una prensa francesa o una cafetera de filtro para preparar el café concentrado.

Si tienes una cafetera italiana o una máquina de espresso, te recomendamos utilizarla para preparar tu Quinto Café perfil Caramelo.

 

3. Calienta la leche.

En un cazo, calienta la leche a fuego medio hasta que esté caliente pero no hirviendo. Revuelve ocasionalmente para evitar que se pegue al fondo. Si prefieres, también puedes calentar la leche en el microondas.

 

4. Texturiza la leche.

Si deseas agregar un toque de textura espumosa a tu café con leche, utiliza un batidor de leche o vaporizador para crear espuma. Esto es especialmente común en los lattes, pero es opcional según tus gustos.

También puedes espumar la leche en tu prensa francesa. Sirve en el vaso de la prensa cuando esté caliente. Posiciona el émbolo y súbelo y bájalo rápidamente durante 30 segundos. Verás que se duplicará el volumen de la leche teniendo más espuma.

 

5. Toma tu taza preferida.

Vierte el café concentrado en una taza. A continuación, agrega la leche caliente al café, manteniendo una proporción de 1:1 o ajustándola según tus preferencias. Si lo deseas, puedes utilizar una cuchara para sostener la espuma mientras viertes la leche, creando un efecto visual agradable.

6. Estás en casa, disfrútalo dónde y cómo más te guste.

Hacer un café con leche delicioso en casa es una habilidad que cualquiera puede dominar. Con granos de café frescos, leche de calidad y un poco de práctica, puedes crear una bebida que rivalice con la de tu cafetería favorita. Sigue esta guía paso a paso para preparar un café con leche que te llenará de satisfacción y te permitirá disfrutar de un momento de indulgencia en casa. ¡Ahora es tu turno de convertirte en el barista de tu propia cocina!

Suscríbete a nuestro boletín.

Regresar al blog

Deja un comentario

Ten en cuenta que los comentarios deben aprobarse antes de que se publiquen.